Coronavirus (COVID-19) y síndrome inflamatorio multisistémico

Al principio de esta pandemia, existía la hipótesis que postulaba que el COVID-19 no afectaba a los niños de manera frecuente, y que, en caso de afectarlos, la forma no era tan grave como sucede en los adultos. Sin embargo, el paso del tiempo ha demostrado que esta hipótesis inicial NO es del todo correcta. En el día a día de nuestro quehacer médico, hemos visto a niños pequeños (lactantes y preescolares) afectados con una complicación del COVID-19 conocida como SINDROME INFLAMATORIO MULTISISTEMICO (MIS-C, por sus siglas en inglés).

¿Qué es el síndrome inflamatorio multisistémico?

El coronavirus (COVID-19) parece que suele causar infecciones más leves en los niños que en la gente mayor. Pero hay algunos niños que han desarrollado síntomas más graves, a veces varias semanas después de haber contraído una infección por coronavirus. Esta condición es conocida como “síndrome inflamatorio multisistémico”, en donde los niños requieren una atención especial en el hospital, a veces en la UCIP (Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos).

¿Cuáles son los signos del síndrome inflamatorio multisistémico?

El síndrome inflamatorio multisistémico causa síntomas provocados por la inflamación (irritación, dolor e hinchazón) de todo el cuerpo, incluyendo órganos vitales como el corazón y los pulmones. Esta inflamación se puede confirmar con exámenes de laboratorio y estudios de gabinete. Aunque es diferente, el síndrome inflamatorio multisistémico tiene similitudes con otras afecciones poco comunes en la infancia, tales como la enfermedad de Kawasaki y el síndrome del choque tóxico debido a que tiene algunos de los mismos síntomas.

Entre los síntomas que se han visto en los niños se incluyen los siguientes:

🤒 Fiebre
🥺Dolor abdominal
🤮Vómitos o diarrea
🩸Erupción o manchas rojas en la piel
💆🏻‍♂️Dolor en el cuello
👄Labios rojos, secos y agrietados
👁️Ojos rojos
🥱Mucho cansancio
🦶🏻Hinchazón de manos o pies

Si tu hijo presenta alguno de estos síntomas, es necesario que llames a su pediatra. Los niños con este síndrome inflamatorio pueden empeorar deprisa. Vayan a un servicio de urgencias médicas de inmediato si su hijo parece estar muy enfermo, tiene problemas para respirar, le duele el pecho, tiene mucho dolor abdominal, tiene los labios o la cara azulados o está muy adormilado o confundido. La mayoría de los niños que han sido diagnosticados con MIS-C se han recuperado después de recibir atención médica oportuna.

Recuerda…

Llama a su pediatra si tienes alguna pregunta o preocupación sobre tu niño.

No debes tener miedo de ir al consultorio del pediatra para visitas de control del niño sano,​ vacunas o si tu niño está enfermo.

Es sumamente importante que los niños reciban las vacunas recomendadas de acuerdo con el esquema de vacunación y que NO se retrasen por la pandemia.